segunda guerra punica

Segunda Guerra Púnica

Inicio » Edad Antigua » Segunda Guerra Púnica

La Segunda Guerra Púnica se dio entre los años 218 a.C. y 201 a.C. En esta etapa de las Guerras Púnicas sobresalió el nombre de Anibal quien derrotó a Roma en muchas batallas, siendo uno de sus principales rivales por parte de Cartago.

Las causas

Según Polibio

La causa de la guerra, analizada por Polibio fue el espíritu de desquite de Cartago contra Roma por las humillaciones de la Primera Guerra Púnica.

La causa de la guerra: Sagunto

La ciudad de Sagunto en el litoral mediterráneo hispano, era la capital de los edetanos, gran puerto de desembarco de navios comerciales.
Cartago había prohibido a Aníbal faltar a los pactos con Roma, pero la ciudad estaba al sur del Ebro, en la zona de influencia cartaginesa, según el tratado de 226 a.C. Los autores antiguos no están de acuerdo sobre el motivo del ataque a Sagunto y la declaración de guerra romana.

mapa segunda guerra punica
Mapa de la Segunda Guerra Púnica

Acontecimientos

El sitio de Sagunto comenzó a fines del 220 a.C. o principios del 219 a.C. y cayó en manos de Aníbal al cabo de ocho meses.

La marcha de Aníbal hacia Italia

Luego Anibal sometio a los ilergetes y atravesó los Pirineos, llegando al Ródano, consiguiendo la ayuda de los galos de Italia.

La ofensiva romana

Roma encargó la dirección de la guerra a Publio Cornelio Escipión. El plan de Roma de doble ataque en Hispania y en África, partiendo de Sicilia, quedó sin efecto al pasar Aníbal los Alpes, en una marcha sorprendente.

La guerra en Hispania

Mientras tanto, Asdrúbal, hermano de Aníbal, se quedó en Hispania al mando de un ejército, contra el que Cornelio Escipión envió a su hermano Cneo Cornelio Escipión.

Las primeras batallas italianas de Aníbal

Fueron tres:
1. Tesino (otoño 218 a.C.).
2. Trebia (diciembre 218 a.C.), donde fueron vencidos los cónsules Tiberio Sempronio Longo-Escipión.
3. Trasimeno (21 de junio 217 a.C.). batalla en la que fue vencido el cónsul Cayo Flaminio.

anibal guerra punica

La reacción en Roma

La conmoción ante estos acontecimientos fue tan grande que se nombro Dictador a Quinto Fabio Máximo Cuntator, que dirigió la ofensiva contra Anibal.

Cannas

anibal barca
Anibal Barca

Los cónsules Lucio Emilio Paulo y Marco Terencio Varrón le sucedieron y el 2 de agosto del año 216 a.C. tuvo lugar la batalla de Cannas.
En ella murieron casi 50.000 romanos y murió el cónsul Emilio Paulo. La táctica de Aníbal fue colocar a la infantería en el centro, que cedió fácilmente al empuje de los romanos. Pero las alas del ejército cartaginés, compuestas por la caballería gala y númida envolvieron a los legionarios romanos.
Esta batalla ha quedado en los anales de la historia de la táctica militar como el clásico ejemplo de la táctica de envolvimiento por los flancos.

Aníbal no ataca Roma (Aníbal ad portas)

A pesar de sus cuatro victorias y de los consejos de sus generales. Aníbal no atacó Roma, tal vez muy defendida por sus fuertes murallas, aunque todas las suposiciones que hagamos son gratuitas. ya que el motivo no se sabe.
Y tal vez. si lo hubiese hecho, hubiese cambiado el curso de la historia.
A raíz de esta derrota romana, se unieron a Aníbal los samnitas, lucanos y brutios, aunque quedaba firme el bloque de la Italia central.

Aníbal después de Cannas

Aníbal invernó en Campania, sin poder seguir su ofensiva, al no conseguir refuerzos. Luego buscó la alianza con Filipo V de Macedonia. En Sicilia, la muerte de Hieran dio origen a una lucha sucesoria y a la alianza de Siracusa con Cartago.
En el 212 a.C., Aníbal conquistó Tarento; y Roma se alió con la Liga Etolia en su lucha contra Filipo de Macedonia, que a su vez, estaba aliado con Cartago. También se unieron a la lucha Elis, Mesenia y Esparta y más tarde Atalo I de Pérgamo.

batalla cannas
Batalla de Cannas

La guerra en Hispania e Italia

En Hispania, los dos Escipiones fueron derrotados en las batallas de Cástulo y Cazlor (212 a.C.).
Dos años más tarde, Publio Cornelio Escipión, procónsul y Marco Junio Silano, como propretor, conquista Cartagonova (209 a.C.) tras la batalla de Baecula, en la que participaron como aliados de los romanos los ilergetes, mandados por Indibil, los ilergavones, con Mardonio y los edetanos con Edescon.
Asdrúbal, tras grandes pérdidas, logró abrirse paso a través de los Pirineos y emprendió la marcha hacia Italia. Mientras tanto, Roma retiró sus tropas de Grecia, y Macedonia concluye la paz con la Liga etolia.

En Italia Asdrúbal fue vencido y muerto en Metauro (207 a.C.) por los cónsules romanos M. Livio Salinator y C. Claudio Nerón, que utilizaron la táctica envolvente cartaginesa.
En Hispania, Escipión venció en Ilipa (206 a.C.) sobre los generales cartagineses Giscón y Magón, avanzando sobre Cádiz. Magón huyó con la escuadra cartaginesa hacia las Baleares y de allí a Génova, donde intentó levantar contra Roma a ligures y galos. Con estos hechos terminó el dominio cartaginés sobre Hispania.

El final de la Segunda Guerra Púnica. Zama

En el 205 a.C., Escipión regresó a Roma. Y se concluyó la paz con Filipo V de Macedonia.
En 204 a.C.. Escipión desembarcó en África. Masinisa se pasó al bando romano. Tras la derrota cartaginesa en Túnez y unas infructuosas negociaciones de paz, Cartago solicitó a Aníbal que regresase de Italia. Mientras tanto, murió Magón en el norte de Italia.

La derrota definitiva de Anibal se produjo en Zama (202 a.C.). Aníbal huyó a Hadrumetum, aconsejando que se firmase un tratado con Roma

Por las cláusulas de este tratado Cartago:

  • Abandonó sus pretensiones sobre la Península Ibérica.
  • Entregó Numidia a Masinisa.
  • Siracusa queda anexionada a la provincia romana de Sicilia.
  • Se comprometió a pagar una indemnización de 1.000 talentos en 50 años.
  • También a entregar la flota, excepto 10 trirremes.
  • Renunció a toda acción bélica fuera de África.
  • Mientras que en ella sólo podría actuar con la autorización de Roma.

Escipión recibió por esta victoria el sobrenombre de «Africano».

batalla zama
Batalla de Zama

Consecuencias de la Secunda Guerra Púnica en Roma

Las Guerras Púnicas significaron para Roma un final y un punto de partida:

  • Final de un mundo provinciano, limitado a la Península italiana.
  • Comienzo de la fase «internacional», poniéndose frente a frente las dos mitades oriental y occidental, del Mediterráneo
  • Obligando a una reestructuración de la sociedad y el Estado romanos.
  • Las guerras púnicas obligaron a aumentar los efectivos militares, terrestres y navales, aumentando los gastos, los ingresos públicos, los tributos y las prestaciones personales del individuo, representando un conjunto de fenómenos que equivalía a una revolución social.
  • El exclusivismo tradicionalista de Roma desaparecería en contacto con el mundo oriental.
  • La extensión del servicio militar a sectores sociales cada vez más amplios haría prevalecer a la multitud sobre el patriciado.
  • Influyen sobre Roma ideas extranjeras, exóticas, que terminarán con su provincialismo.
  • En el 208 a.C., Roma dio entrada en el Senado a los aliados.

Consecuencias económicas: Crisis económica

  • Originada por la escasez de numerario.
  • El peso del as fue rebajado a la mitad.
  • Aparecen en la historia de Roma los publicani denominados así porque se encargaban, bajo adjudicación, de percibir las rentas y de ejecutar los trabajos públicos.
  • El Estado se constituyó por primera vez en garante de los bienes de los huérfanos y las viudas.
  • Se produjo un control fiduciario en forma desconocida en los países modernos. En 210 a.C. se fijó un máximo para las sumas que los particulares podían conservar en metálico.
  • La crisis económica disminuyó después de la batalla de Metauro.
  • En 204 a.C.. el censor Livio creó un impuesto sobre la sal que le valió el impopular nombre de Salinator.

Estas operaciones eran un exponente de la crisis, pero también de la actividad comercial.

Consecuencias políticas: Crisis política

  • Terminó con las disputas entre patricios y plebeyos, pues la fraternidad creada por las luchas consiguió terminar con las diferencias de origen.
  • En 215 a.C. fueron nombrados dos cónsules plebeyos.
  • Los tribunos de la plebe adquieren cada vez más importancia porque los magistrados curules están ausentes, en la guerra
  • En el 209 a.C. un plebeyo llegó a Pontífice Máximo.
  • Desde 207 a.C. la plebe eligió anualmente 24 tribunos militares.
  • El final de la Segunda Guerra Púnica marcó el auge de la influencia senatorial. Patricios senadores y plebeyos se pusieron tácitamente de acuerdo para hacer perder importancia a la magistratura de Dictadura, a la que se había tenido que recurrir tres veces durante la ofensiva de Aníbal.
¿Te ha sido útil este artículo?
1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (7 votos, 4,57 de 5)